497547075dj

Por esta razón no debes usar ropa interior negra todos los días

Salud El Mundo al Instante 22 de septiembre de 2022
ropa interior

La exposición a los productos químicos es mayor en ropa de tonos oscuros que en prendas blancas

Las infecciones vulvovaginales afectan al 75 por ciento de las mujeres a lo largo de la vida y representa el 20% de las consultas ginecológicas tanto en atención primaria como especializada. En muchos casos, la inflamación vaginal no es de carácter infeccioso y puede tener un origen irritativo o alérgico.

La vaginitis alérgica o irritativa puede producirse por el uso de determinados tejidos de la ropa interior, productos de higiene íntima, látex de los preservativos, compresas, cosméticos o detergentes para lavar las prendas que están en contacto con la piel. El tratamiento a este problema pasa por identificar el alérgeno y evitar su uso.

A esta lista de agentes irritantes se ha sumado uno que afecta a la mayoría de las mujeres del mundo: la ropa interior negra. Y es que la ginecóloga Alejandra Andrino ha alertado de los problemas que puede generar utilizar braguitas de color oscuro a diario. Según ha asegurado, la exposición a los productos químicos es mayor en ropa de tonos oscuros que en prendas blancas o de colores claros. Y es que los tintes utilizados para teñir la tela de la ropa interior de color negro, azul o cualquier otro tono oscuro pueden irritar la vulva y provocar alergias o picazón. Esta amenaza se acentúa, además, si se trata de prendas sintéticas. Por ello recomienda el uso diario de ropa interior de color claro y dejar la oscura para ocasiones excepcionales.

Para evitar este tipo de afecciones, los ginecólogos recomiendan el uso de ropa de interior de algodón 100%, porque disminuye la humedad y la transpiración. Además, las braguitas deben lavarse con detergentes suaves y neutros para reducir el riesgo de infecciones.

Este problema de irritación en la zona íntima también puede darse en otras zonas del cuerpo y es conocida como dermatitis por contacto textil. La irritación se produce por los tintes, colas, resinas de acabado de formaldehído y aditivos químicos utilizados para la elaboración de la tela. Además, el almacenamiento provoca que las prendas se impregnen de polvo o bacterias por lo que es recomendable lavar la ropa antes de estrenarla y ponerla en contacto con nuestra piel.

A la hora de comprar ropa y evitar problemas dermatológicos es importante tener en cuenta algunos consejos básicos: comprar ropa realizada con telas naturales, como el algodón o el lino, utilizar prendas de colores claros y, como recomienda clinicasubiza, evitar la ropa etiquetada como “sin planchar” y “repelente a la suciedad”, ya que es probable que hayan sido tratadas químicamente. Por último, se debe evitar la ropa con la etiqueta “lavar por separado”, ya que es probable que los tintes destiñan.

Te puede interesar