Bancos en Colombia tienen capacidad de absorber choque por pandemia, pero no son inmunes

Actualidad y economía Reuters 05 de agosto de 2020
2020-08-05T211648Z_1_LYNXNPEG741QQ_RTROPTP_4_COLOMBIA-SCOTIABANK-COLPATRIA

BOGOTÁ, 5 ago (Reuters) - El sistema financiero de Colombia tiene la capacidad de absorber el choque ocasionado por la pandemia del coronavirus, pero no es inmune y sufrirá una pérdida de rentabilidad, deterioro de la cartera y los riesgos dependerán de la velocidad de reactivación económica, consideraron el miércoles autoridades y analistas.

La colocación de cartera en el país pasará de un crecimiento de 7,5% al cierre de junio, a una caída cercana al 2,3% al terminar el año, estimó el superintendente financiero, Jorge Castaño.

Además, el indicador de cartera de riesgo pasaría de un 8,9% actual a un 24% al cierre del año, equivalente a unos 120 billones de pesos (31.637 millones de dólares), ante el deterioro de las condiciones macroeconómicas por la pandemia, como el mayor desempleo y el cierre de empresas.

"Hay unos choques que ya se empiezan a materializar, sin embargo, esos choques se están absorbiendo adecuadamente en un orden, en unas prioridades totalmente alineadas con las expectativas de los supervisores y de las autoridades", dijo Castaño en un foro económico.

"Necesitamos todos movernos rápidamente hacia una reactivación, esta es la variable más importante dentro de todo este análisis, porque en la medida en que tengamos esa reactivación seguramente la capacidad de resiliencia de los hogares, de las empresas y por supuesto del sistema financiero se verá muy beneficiada", agregó.

La cuarta economía de América Latina se encuentra en una cuarentena desde el 25 de marzo que se extenderá hasta finales de agosto para tratar de contener el contagio del COVID-19, aunque varios sectores han retomado actividades paulatinamente.

La banca en coordinación con el Gobierno lanzó un plan de prórrogas en el pago de obligaciones de empresas y personas, que hasta ahora ha cobijado a unos 11,5 millones de deudores, equivalente a cerca de un 44% de la cartera con el sistema financiero que totaliza alrededor de 530 billones de pesos.

A su turno, el Banco Central ha irrigado miles de millones de dólares en liquidez a los bancos para asegurar la fortaleza de los bancos.

No obstante, el deterioro de la cartera se extendería hasta el próximo año.

"Vamos a ver un impacto con seguridad en el riesgo de crédito posteriormente como lo vimos en el último choque que vivimos y la idea es que el sistema (financiero) tenga la resiliencia y la capacidad de enfrentar ese choque", dijo la codirectora del Banco Central, Ana Fernanda Maiguashca.

Por su parte, el superintendente Castaño afirmó que probablemente la rentabilidad de los bancos este año será de cero o negativa.

Te puede interesar