Lo nuevo en tecnología: comunicación digital a través del tacto humano

Ciencia tecnología e innovación El Mundo Al Instante 10 de diciembre de 2020

Pubicidad tactil digital      Un investigador transfiere la información de un chip en un reloj tocando un sensor conectado a un                                                  portátil. (Foto: Purdue University/John Underwood)

En lugar de insertar una tarjeta o pasar un smartphone por un escáner para hacer un pago, ¿Qué tal si pudieras simplemente tocar la máquina con el dedo?

Un prototipo desarrollado por ingenieros de la Universidad de Purdue permitiría esencialmente que tu cuerpo actuara como enlace entre tu tarjeta o smartphone y el lector o escáner, haciendo posible que transmitiéramos información con solo tocar una superficie.

El prototipo aún no transfiere dinero, pero es la primera tecnología que puede enviar cualquier información a través del toque directo de la punta de un dedo. Llevando el prototipo como un reloj, el cuerpo del usuario puede ser usado para enviar información como una foto o una contraseña cuando se toca un sensor en un portátil, según muestran los investigadores en un nuevo estudio.

“Estamos acostumbrados a desbloquear dispositivos usando nuestras huellas dactilares, pero esta tecnología no se basaría en la biometría, sino en las señales digitales. Imaginemos entrar en una aplicación en el teléfono de otra persona solo con el tacto”, dijo Shreyas Sen, un profesor asociado de Purdue de ingeniería eléctrica e informática. “Lo que sea que tocases sería más potente porque la información digital pasaría por ello”.

El estudio se publicó en la revista Transactions on Computer-Human Interaction. Shovan Maity, un ex-alumno de Purdue, dirigió el estudio como estudiante de doctorado en el laboratorio de Sen.

La tecnología funciona estableciendo una “internet” dentro del cuerpo que los teléfonos inteligentes, los relojes inteligentes, los marcapasos, las bombas de insulina y otros dispositivos vestibles o implantables pueden utilizar para enviar información. Estos dispositivos se comunican típicamente usando señales de Bluetooth que tienden a irradiar hacia afuera del cuerpo. Un hacker podría interceptar esas señales desde 10 metros de distancia, dijo Sen.

La tecnología de Sen, en cambio, mantiene las señales confinadas dentro del cuerpo acoplándolas en un llamado “rango electro-cuasistático” que es mucho más bajo en el espectro electromagnético que la típica comunicación Bluetooth. Este mecanismo es lo que permite la transferencia de información con solo tocar una superficie.

Incluso si tu dedo estuviera a solo un centímetro por encima de una superficie, la información no se transferiría a través de esta tecnología sin un toque directo. Esto evitaría que un hacker robara información privada como credenciales de tarjetas de crédito interceptando las señales.

Los investigadores demostraron esta capacidad en el laboratorio haciendo que una persona interactuara con dos superficies adyacentes. Cada superficie estaba equipada con un electrodo para tocar, un receptor para obtener datos del dedo y una luz para indicar que los datos se habían transferido. Si el dedo tocaba directamente un electrodo, solo se encendía la luz de esa superficie. El hecho de que la luz de la otra superficie permaneciera apagada indicaba que los datos no se filtraban.

Del mismo modo, si un dedo se acercaba lo más posible al sensor de un portátil, una foto no se transferiría. Pero un toque directo sí podía transferir una foto.

Las máquinas de tarjetas de crédito y aplicaciones como Apple Pay usan una alternativa más segura a las señales Bluetooth – llamada comunicación de campo cercano – para recibir un pago al tocar una tarjeta o escanear un teléfono. La tecnología de Sen añadiría la conveniencia de hacer un pago seguro en un solo gesto.

“No tendrías que sacar un dispositivo de tu bolsillo. Podrías dejarlo en él o en tu cuerpo y solo tocar”, dijo Sen.

La tecnología también podría reemplazar los llaveros o tarjetas que actualmente utilizan la comunicación Bluetooth para permitir el acceso a un edificio. En lugar de eso, una persona podría simplemente tocar la manija de una puerta para entrar.

Al igual que las máquinas actuales que escanean cupones, tarjetas de regalo y otra información de un teléfono, el uso de esta tecnología en la vida real requeriría que las superficies en todas partes tuvieran el hardware adecuado para reconocer tu dedo.

El software del dispositivo que lleva una persona también tendría que estar configurado para enviar señales a través del cuerpo a la punta de los dedos, y tener una forma de apagarse para que la información, como un pago, no se transfiera a cada superficie equipada para recibirla.

Los investigadores creen que las aplicaciones de esta tecnología irían más allá de la forma en que interactuamos con los dispositivos hoy en día.

“Cada vez que se habilita un nuevo canal de hardware, nos da más posibilidades. Piensa en las grandes pantallas táctiles que tenemos hoy en día: la única información que recibe el ordenador es la ubicación de tu toque. Pero la capacidad de transferir información a través de su toque cambiaría las aplicaciones de esa gran pantalla táctil”, dijo Sen.

Te puede interesar