497547075dj

EEUU, a punto de superar las 500.000 muertes por covid-19: "Es realmente horrible"

California es ahora el estado más golpeado por la pandemia con 49.327 muertos, seguido por Nueva York (46.812), Texas (42.162) y Florida (29.906)

Salud El Confidencial 22 de febrero de 2021
eeuu-a-punto-de-superar-las-500-000-muertes-por-covid-19-es-realmente-horrible

Estados Unidos alcanzó este domingo 28.129.860 casos confirmados de covid-19 y 498.880 fallecidos, según el recuento independiente de la Universidad Johns Hopkins. Este balance a las 20.00 hora local (01.00 GMT del lunes) es de 1.312 muertes más que el sábado y de 57.736 nuevas infecciones.

El principal epidemiólogo de EEUU, Anthony Fauci, calificó este domingo como "terrible" y "realmente horrible" que el país se acerque a las 500.000 muertes a causa de la pandemia.

California es ahora el estado más golpeado por la pandemia con 49.327 muertos, seguido por Nueva York (46.812), Texas (42.162), Florida (29.906), Pensilvania (23.565), Nueva Jersey (22.858) e Illinois (22.466).

Otros estados con un gran número de fallecidos son Ohio (16.816), Georgia (16.744), Michigan (16.342, sin cambios respecto de la jornada anterior), Massachusetts (15.826) y Arizona (15.505).

En cuanto a los contagios, California suma 3.531.430, le sigue Texas con 2.596.891, tercero es Florida con 1.868.772, Nueva York es cuarto con 1.591.672 e Illinois es quinto con 1.174.332.

El nuevo presidente Joe Biden ha pronosticado que en febrero se superará el medio millón de fallecidos y que en total morirán más de 600.000

El balance provisional de fallecidos -498.880- supera con creces la cota más baja de las estimaciones iniciales de la Casa Blanca, que proyectó en el mejor de los casos entre 100.000 y 240.000 muertes a causa de la pandemia.

El nuevo presidente de Estados Unidos, Joe Biden, ha pronosticado que en febrero se superará el medio millón de fallecidos y que en total morirán más de 600.000 personas.

Por su parte, el Instituto de Métricas y Evaluaciones de Salud (IHME) de la Universidad de Washington, en cuyos modelos de predicción de la evolución de la pandemia se fija a menudo la Casa Blanca, calcula que para el 1 de junio habrán muerto unos 615.000 personas.

Te puede interesar