497547075dj

Joe Biden adelanta el fin de la salida de EEUU de Afganistán al 31 de agosto

"No fuimos a Afganistán para construir una nación", ha reconocido el presidente Biden, sino, ha enumerado, para acabar con los terroristas que atacaron aquel 11 de septiembre el corazón de EEUU

Mundo Vozpópuli 09 de julio de 2021
joe-biden-e1625819799189-1536x865
El presidente de EEUU, Joe Biden. Europa Press

El jefe de la Casa Blanca, Joe Biden, ha adelantado este jueves que la presencia de las tropas estadounidenses en Afganistán concluirá el 31 de agosto, más de una semana antes de la fecha inicial prevista, el 11 de septiembre, cuando se cumplirían veinte años del ataque a las Torres Gemelas, que derivó en la que es ya la guerra más larga de Estados Unidos.

"No fuimos a Afganistán para construir una nación", ha reconocido el presidente Biden, sino, ha enumerado, para acabar con los terroristas que atacaron aquel 11 de septiembre el corazón de Estados Unidos, ajusticiar a Osama bin Laden y acabar con la amenaza que supone Al Qaeda para la seguridad estadounidense.

"El 'status quo' no era una opción. Quedarse hubiera significado que las tropas estadounidenses sufrieran bajas. Hombres y mujeres estadounidenses en medio de una guerra civil", ha apuntado Biden, quien deja "la responsabilidad" de dirigir su propio destino al "pueblo afgano", pues es su "derecho".

Esta semana, el Pentágono ya anunció que la retirada se había completado a un 90%, con la entrega de hasta siete instalaciones a las fuerzas de seguridad afganas, que en las últimas semanas está haciendo frente a un avance de los talibán, quienes se han apoderado de amplias regiones, sobre todo en el norte.

"Los talibán están en su momento más fuerte militarmente desde 2001", ha asegurado Biden durante una comparecencia con la prensa desde la Casa Blanca. Por ello, ha señalado, no descarta que puedan hacerse con el control de Afganistán.

Biden ha prometido que a lo largo de este mes, se fletará vuelos para todas estas personas y sus familias tanto para viajar a Estados Unidos como a terceros países.

"No es inevitable", ha dicho, aunque, confían en los "300.000 soldados afganos bien equipados, tan buenos como cualquier ejército del mundo y su Fuerza Aérea" sean suficientes "contra unos 75.000 talibán".

Aunque la Casa Blanca ha asegurado que saldrá de Afganistán, ya han matizado en varias ocasiones que mantendrán al menos una dotación para proteger su Embajada y que seguirán brindando su apoyo al Gobierno de Kabul, tanto en materia de seguridad, como económica y humanitaria, así como a los países de la región, con quienes están dialogando sobre cómo seguir con esta colaboración.

Temor a represalias

La semana pasada los últimos soldados estadounidenses abandonaron la base aérea de Bagram, el principal centro de operaciones de Estados Unidos en Afganistán, poniendo así fin de manera efectiva a su presencia en aquel país durante las últimas dos décadas, en un conflicto que ha costado la vida de miles de personas, entre militares, civiles, periodistas y trabajadores humanitarios.

Con este repliegue, en las últimas semanas el personal afgano que trabajaba para las tropas estadounidenses, ya fuera como traductores o desempeñando otras funciones, se han apresurado a salir del país por temor a las represalias que puedan llegar en caso de que los talibán se hagan con el poder.

En relación a esto, Biden ha prometido que a lo largo de este mes, se fletará vuelos para todas estas personas y sus familias tanto para viajar a Estados Unidos como a terceros países. "Hay un hogar para ustedes aquí, si así lo desean. Y estaremos con ustedes, tal como ustedes estuvieron con nosotros", ha enfatizado.

Por el momento, el Departamento de Estado ha cifrado en unos 18.000 los afganos que habrían mostrado interés en ser acogerse al programa de visas especiales, de los cuales la mitad ya habrían completado los trámites necesarios, informa el diario 'USA Today'.

Te puede interesar