497547075dj

El trio de cráteres azules de Marte

Ciencia tecnología e innovación QUO 07 de agosto de 2021
Crater_trio-950x506
Una de las más bellas imágenes de la superficie de Marte: un trío de cráteres en la región de Lunae Planum

Esta imagen fue tomada el 22 de marzo de 2021 en la región de Lunae Planum [16,74°N, 300,9°E] de Marte por la cámara CaSSIS del Orbitador de Gases Traza (TGO) de ESA-Roscosmos

Se sabe que esta región está cubierta por grandes depósitos de lava, probablemente procedentes de los cercanos volcanes de Tharsis Montes. En esta imagen, tres cráteres de impacto de tamaño medio ocupan el centro de la escena, con muchos impactos más pequeños que la jalonan. Al acercarse a los cráteres más grandes es posible ver capas en el borde interior que podrían representar la acumulación sucesiva de flujos de lava en esta zona.

La misión científica completa de TGO en Marte comenzó en 2018. La nave espacial no solo está devolviendo imágenes espectaculares, sino que también está proporcionando el mejor inventario jamás realizado de los gases atmosféricos del planeta, y cartografiando la superficie del planeta en busca de lugares ricos en agua. También proporcionará servicios de retransmisión de datos para la segunda misión ExoMars, compuesta por el rover Rosalind Franklin y la plataforma Kazachok, cuando llegue a Marte en 2023.

Lunae Planum es una extensión llena de «surcos» a escala geológica.

Esto se debe a que Lunae Planum marca la transición entre la gran elevación de Tharsis, un abultamiento volcánico gigante en Marte y las llanuras de las tierras bajas del norte. En esta región, hay muchos signos de deformación cortical significativa llamados graben.

Los graben se crean cuando las fuerzas tectónicas destrozan el terreno, dejando «surcos» largos y grandes en la superficie. También encontramos graben en la Tierra (por ejemplo en el Valle de la Muerte, la tierra seca más baja de los Estados Unidos, o en la depresión del Mar Muerto en Jordania).

Lunae Planum se encuentra al oeste de Chryse Planitia (las Llanuras de Oro), donde la nave espacial Viking 1 hizo historia el 20 de julio de 1976 como la primera nave espacial en aterrizar de manera segura en la superficie de otro planeta. Viking Lander 1 hizo su transmisión final a la Tierra el 11 de noviembre de 1982.

Quizás algún día una futura nave espacial se establezca en esta llanura brillante, utilizando la información recopilada por Odyssey hoy como base de sus estudios terrestres de este complejo terreno.

Te puede interesar