497547075dj

La hibridación tecnológica abre nuevas posibilidades para las renovables

Se trata de generar electricidad cero emisiones con dos o más fuentes renovables en una misma central, permitiendo que la electricidad evacuada a un punto de conexión sea mayor

Planeta El Confidencial 30 de octubre de 2021
Vista aérea de una granja solar en la región de Yancheng, en China. (EFE)
Vista aérea de una granja solar en la región de Yancheng, en China. (EFE)

Las energías renovables, claves en la transición energética como herramienta básica para la lucha contra el cambio climático, todavía no han desarrollado todo su verdadero potencial. Hasta ahora, las instalaciones se encuentran diseminadas por toda la geografía, cuando disponemos de un recurso abundante para tener una mayor producción y generar rentabilidad. En cambio, el futuro y la mayor eficiencia pasa por unir tecnologías en una misma instalación, disponiendo de un solo punto de conexión a la red, es decir, hibridándolas.

Sencillamente se trata de generar electricidad cero emisiones con dos o más fuentes renovables en una misma central, permitiendo que la electricidad evacuada a un punto de conexión sea mayor. Además, también se pueden incluir sistemas de almacenamiento que dote a la generación renovable de una mayor gestionabilidad para adaptarse a la demanda cuando no hay sol o sopla poco viento (hoy en día esa labor la desarrollan los ciclos combinados). Esto también implica detalles importantes: optimizar el uso de las redes de transporte, minimizar el impacto ambiental y garantizar un uso más eficiente.

Si hibridamos eólica con fotovoltaica, cuando uno de los dos recursos escasea y disminuye la producción, disponemos de la otra tecnología

Por ejemplo, si hibridamos eólica con fotovoltaica, cuando uno de los dos recursos naturales escasea y disminuye la producción, disponemos de la otra tecnología para complementar la caída de la generación y así obtener un suministro eléctrico más estable, seguro y limpio. Conjuntamente, se produce una disminución en los costes de la inversión que pueden generar un ahorro para próximos proyectos.


La normativa española lo permite

Esta nueva actividad está regulada dentro del marco normativo español, pionero a escala global. El Real Decreto 1183/2020 regula el acceso y conexión a las redes de transporte y distribución de energía eléctrica e incluye el pleno reconocimiento de las instalaciones híbridas. Sin embargo, no regulariza la hibridación con sistemas de almacenamiento, a pesar de que con el Real Decreto Ley 23/2020 se elimina la indefinición jurídica que existía en materia de almacenamiento en la Ley 24/2013 del Sector Eléctrico.

35f813d6c466a4286aea82f27f549f31Parque eólico marino en Alemania. (Reuters)

La Circular 1/2021, de la Comisión Nacional de los Mercados y de la Competencia (CNMC), también incide sobre la metodología y las condiciones del acceso y de la conexión a las redes de transporte y distribución de las instalaciones de producción de energía eléctrica. Todavía queda camino normativo por recorrer, pero se puede tener como referencia lo que ocurre en otros países.

En Polonia, por ejemplo, a pesar de su adicción crónica al carbón, se realizan subastas de energía por lote tecnológico y uno de ellos es específico para instalaciones híbridas renovables. El Reino Unido está analizando una reducción de los cargos de conexión a la red de transporte para el almacenamiento, buscando impulsar su integración y favorecer la inversión en esta tecnología primordial.

Unir aerogeneradores y placas solares

Como destaca el informe de APPA Renovables, "Hibridación de la generación renovable", existen numerosas combinaciones tecnológicas: eólica con fotovoltaica, hidráulica con fotovoltaica, biomasa con solar —sea termosolar o fotovoltaica— y cualquier renovable con almacenamiento. Todo depende de la gestionabilidad que tenga la tecnología y como encajen sus periodos de generación eléctrica.

Pero una de las más beneficiosas es la que suma eólica y fotovoltaica, por su complementariedad en el perfil horario y mensual de generación. Por lo general, la eólica produce más durante el crepúsculo, disminuyendo en las horas centrales del día, y la fotovoltaica desde el amanecer hasta el anochecer. Cuando una disminuye, la otra tiende a aumentar, y viceversa. Sin embargo, cuando coinciden, aumenta el nivel de pérdidas de la instalación en su conjunto, lo que se puede mejorar con estudios de previsión, el efecto sombra de los aerogeneradores y el emplazamiento, entre otras cuestiones.

7fa399a8e240daa8bea6c9bbe39d3ce2Proceso de manufacturación de paneles solares en Ohio, EEUU. (Reuters)

En España ya existen algunos prototipos, proyectos pequeños y en modo de prueba. La Muela dispone de 1 MW eólico, 0,245 MW de fotovoltaica y 0,4 MW de baterías de litio. Janda III es otro proyecto de hibridación con 3 MW eólicos y 0,372 MW fotovoltaicos. Hay que tener en cuenta, de cara al futuro, el almacenamiento de los excedentes generados para cuando no haya ni sol ni viento disponible. Lo que está claro es que estos proyectos son un magnífico campo de pruebas para estudiar, analizar y mejorar el potencial de la hibridación para dar el salto a gran escala.

Expansión a escala internacional

A nivel global, el mayor banco de pruebas, no solo en la hibridación, sino en las diferentes innovaciones tecnológicas en general es, como casi siempre, Australia. Como señala el informe de APPA Renovables, el proyecto de Asian Renewable Energy Hub (AREH) prevé instalar en 2023 nada más y nada menos que 7,5 GW de eólica hibridada con 3,5 GW de fotovoltaica. Generarán, en principio, a partir de 2025, un total de 40 TWh de energía limpia que se exportará a Indonesia y Singapur.

Otros proyectos interesantes también se encuentran en territorio estadounidense. Como referencia de la demanda existente, señalar que en 2019 el Operador del Sistema de California (CAISO) recibió la friolera de 35,4 GW de solicitudes para proyectos de hibridación (renovables/baterías y eólica/fotovoltaica/baterías), un 41% del total de las recibidas (85,6 GW) y en el desierto de Mojave están proyectadas potencias de eólica y fotovoltaica a escala comercial entre los 20 y 170 MW.

Te puede interesar