497547075dj

Este es el plan que tiene la NASA para hacer frente al cambio climático

La principal agencia aeroespacial del planeta ha publicado una serie de propuestas que se tienen que llevar a cabo si se quiere conseguir salvar a la industria aeronáutica (y al planeta) del cambio climático

Planeta El Confidencial 09 de noviembre de 2021
Lanzamiento SpaceX desde Cabo Cañaveral
Lanzamiento de SpaceX desde Cabo Cañaveral. Foto: Reuters/NASA/Ben Smegelsky

El plan forma parte de un enfoque más general del gobierno estadounidense para hacer frente a la crisis climática. Las agencias están viendo cómo sus costes de mantenimiento y reparación debido a eventos climáticos extremos (y más frecuentes), los desafíos de salud y seguridad para los empleados que trabajan al aire libre, son cada vez mayores.

El nuevo enfoque auspiciado por el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, da prioridad a que tanto la agencia espacial estadounidense, la NASA y otras 22 grandes agencias, desarrollen planes de acción climática para abordar sus riesgos y vulnerabilidades climáticas más importantes.

 La NASA colaborará con socios para desarrollar e implementar soluciones de aviación que permitan la adaptación climática

“La NASA tiene activos únicos que debe proteger: equipos y capacidades científicas que nos permiten comprender esta crisis climática en la Tierra y explorar el universo”, dijo el administrador de la NASA Bill Nelson. “Afortunadamente, tenemos el ingenio y la capacidad de ingeniería para garantizar que los recursos de nuestra agencia sigan siendo resistentes a esta creciente amenaza. La NASA se compromete a salvaguardar nuestra misión en las próximas décadas y, a través de los datos que proporcionamos al mundo, ayudaremos a otras agencias a asegurarse de que puedan hacer lo mismo”.

¿Cómo se enfrentará la NASA a este objetivo?

La NASA es una de las pocas agencias que realiza su propia investigación climática. Gracias a herramientas como los satélites de monitorización de la Tierra para estudiar el clima de la Tierra y a los valiosos datos con los que se cuenta desde hace muchos años, la agencia cuenta con información muy relevante sobre la pérdida de hielo, los niveles de ozono, el aumento del nivel del mar, la temperatura, las precipitaciones, el clima extremo...

https___f.elconfidencial.com_original_d5e_734_687_d5e7346872db4a914e9423e650142457Foto de la primera etapa del nuevo 'SLS', el cohete con el que la NASA pretende volver a poner al ser humano en la luna. Foto: NASA

Sin embargo, las instalaciones de la NASA también están amenazadas por los efectos del cambio climático, ya que al menos dos tercios de los activos de la NASA se encuentran en ubicaciones de alto riesgo, según ha comunicado la propia agencia. “Algunos de estos activos están ubicados en áreas que ya experimentan altos niveles de agua y otros impactos del aumento del nivel del mar. Se espera que la temperatura, las precipitaciones y los fenómenos meteorológicos extremos afecten a otros”, explica el organismo.

 La orden ejecutiva de la Casa Blanca ordena a las agencias federales que describan las vulnerabilidades relacionadas con el clima, las acciones que las agencias pueden llevar a cabo para protegerse contra el cambio climático y reducir el desperdicio de energía y agua en los edificios gubernamentales, junto con otros objetivos relacionados con el clima.

Las prioridades de la NASA son cinco:

  • Asegurar el acceso al espacio: La NASA identificará las vulnerabilidades relacionadas con el cambio climático que amenazan el acceso al espacio, realizará evaluaciones de riesgos y desarrollará estrategias de reducción de riesgos para permitir la priorización de adaptaciones.

  • Integrar la adaptación climática en los planes maestros de la NASA: La agencia trabajará para integrar mejor el análisis de riesgos climáticos y las estrategias de adaptación en los procesos de priorización de proyectos de instalaciones e infraestructura.

  • Integrar el cambio climático en el análisis de riesgos y la planificación de la resiliencia: La agencia integrará los resultados de la planificación de la resiliencia en los planes maestros de sus centros y en los procesos de operación y mantenimiento.
  • https___f.elconfidencial.com_original_734_95e_ee2_73495eee2d2e2f43e4ee412c79f1f809
      La industria aeronáutica tendrá que llevar a cabo grandes cambios para poder ser sostenible en el futuro. Foto: EFE
     
  • Actualizar el modelo climático para comprender mejor las amenazas y vulnerabilidades: La NASA desarrollará modelos climáticos de próxima generación, generará datos mejorados sobre el ciclo del agua y la energía de la Tierra y creará una conexión entre los datos científicos del clima de la NASA y los Sistemas de Información Geográfica de la agencia. Estas acciones ayudarán a otras agencias y ayudarán a la NASA a mejorar su planificación de riesgos.

  • Avanzar en la investigación aeronáutica para reducir la contribución al cambio climático: La NASA colaborará con socios para desarrollar e implementar soluciones de aviación que permitan la adaptación climática, al tiempo que apoya el objetivo de la comunidad de la aviación de reducir agresivamente las emisiones de dióxido de carbono.


Entre otras cosas, los esfuerzos en curso de la NASA pasan por la construcción de dunas frente a la costa para que actúen como amortiguadores contra las tormentas entrantes y la estabilización de las costas para protegerse contra olas masivas y marejadas ciclónicas que pueden acelerar la erosión alrededor de la infraestructura costera.

Parte del plan de la NASA también implica trabajar para reducir las emisiones de carbono, no solo adaptarse a un mundo con un clima cada día más peligroso. Específicamente, una parte del plan se enfoca en la “aviación verde” o hacer que los vuelos en avión sean más sostenibles. La clave, en este caso, será el diseño de motores, baterías y combustibles más eficientes, como una mezcla de biocombustibles con combustible tradicional para aviones -que son altamente contaminantes-.

El próximo paso para el plan de acción climática incluye un análisis por parte del Grupo de Trabajo Nacional sobre el Clima, el Director Federal de Sostenibilidad del Consejo de Calidad Ambiental (CEQ) de la Casa Blanca y la Oficina de Gestión y Presupuesto (OMB). Estos grupos determinarán que el plan de acción climática de la NASA está cumpliendo con las directivas descritas en la orden ejecutiva del presidente Biden.

Te puede interesar