497547075dj

Las enfermedades mentales y el cambio climático tienen más en común de lo que parece

Un nuevo estudio elaborado por investigadores de la Universidad de Bath en el Reino Unido avisa del peligro que supone que los jóvenes se "sientan traicionados" por la inacción de sus gobiernos frente a la crisis climática

Planeta El confidencial 02 de enero de 2022
f.elconfidencial.com_original_1cf_c09_b53_1cfc09b5346d75af0d3969da0c5b855b
Incendio en Yakutia, Rusia. (Reuters/Alexander Reshetnikov)

La salud mental es una preocupación creciente en España a día de hoy. Según datos de la Encuesta Nacional de Salud ENSE, elaborada por el Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, antes de la pandemia uno de cada 10 adultos y 1 de cada 100 niños tenían un problema de salud mental. Las causas son tan variadas como difíciles de solucionar. De hecho, a día de hoy, seguimos descubriendo nuevos datos. Uno de los más relevantes es la relación que tiene la crisis climática con estos problemas psicológicos.

Así lo afirman investigadores de la Universidad de Bath, en el Reino Unido. Los investigadores han realizado un estudio basado en entrevistas a 10.000 jóvenes de entre 16 y 25 años de 10 países. Los resultados mostraron que el 75% de los encuestados consideraban que “el futuro da miedo”. Este porcentaje se disparaba hasta el 81% en Portugal y hasta el 92% en las Filipinas.

Uno de los más relevantes descubrimientos del estudio es que la ansiedad que provoca el cambio climático está íntimamente relacionada con la inacción que los gobiernos de cada país tienen frente al problema del calentamiento global, lo que, según los investigadores “provoca en los encuestados la sensación de sentirse traicionados”.

De hecho, el 58% de los sujetos de estudio afirmó directamente que “nuestro Gobierno me está traicionando a mí y a las generaciones futuras”. Además, el 64% consideraba que las autoridades no están haciendo lo suficiente para evitar la catástrofe climática.


 "Las raíces de nuestra ansiedad climática nacen de la desconfianza y el sentimiento de traición que tenemos hacia nuestros gobiernos"

El estudio descubrió una alta prevalencia de estrés psicológico en los jóvenes a nivel global. Los investigadores avisan de que estos niveles altos de preocupación y la sensación de sentirse traicionados “Tendrá un impacto negativo en la salud mental los niños y de la gente joven”.

Los investigadores van más allá y sugieren que, todos los impactos psicológicos de la inacción climática por parte de los gobiernos tienen una repercusión tan seria en la salud de sus ciudadanos, no hacer nada podría suponer una violación de la Ley Internacional de Derechos Humanos.

  
La inacción climática solo vaticina más y peores catástrofes climáticas. (Reuters/Nicolas Economou)
Las autoras principales del estudio Caroline Hickman explica que “este estudio pinta una imagen terrorífica de la prevalencia de la ansiedad climática en nuestros jóvenes. Además, correlaciona por primera vez las acciones de los gobiernos (o su ausencia) con el estrés psicológico los jóvenes”.

El mismo modo como otras autoras del estudio, la doctora Liz Marks afirma: “Los resultados nos enseñan cuántos jóvenes alrededor del mundo se sienten traicionados por aquellos que deberían estar protegiéndolos. A pesar de esto, los representantes gubernamentales en la COP26 fracasaron a la hora tomar acciones valientes y decisivas para luchar contra el cambio climático. Las decisiones de aquellos que están en el poder ahora mismo tendrán un gran impacto en las generaciones más jóvenes y en las futuras”.

En su estudio, los investigadores añadieron también declaraciones de algunos de los jóvenes que habían participado en él. Por ejemplo Mitzi Tan, joven de 23 años de las Filipinas, afirma: “He crecido teniendo miedo de ahogarme en mi propio dormitorio. La sociedad me dice que esta ansiedad es un miedo irracional que necesita ser superado. Las raíces de nuestra ansiedad climática nacen de la desconfianza y el sentimiento de traición que tenemos hacia nuestros gobiernos. Para curarnos necesitamos justicia”.

Por su parte, Beth Irving, una estudiante británica de 19 años, comenta: “Cuando tenía 16 años, pasé por una fase en la que me sentía completamente Impotente, incapaz de hacer frente a este inmenso problema de ningún modo. Fue entonces cuando me lancé a organizar protestas en mi colegio”.

Los otros descubrimientos del estudio

Los datos recopilados por los investigadores arrojaron luz sobre la opinión de los jóvenes a nivel global sobre un gran abanico de cuestiones. Los más relevantes fueron:

  • El 59% de los jóvenes entrevistados están muy o extremadamente preocupados por el cambio climático.
  • Más de la mitad de los participantes afirmaron que se sentían asustados, entristecidos, ansiosos, estresados, enfadados, impotentes o culpables.
  • El 55% considera que tendrá menos oportunidades que sus padres.
  • 65% considera que los gobiernos están fallándole a la gente joven.
  • Prácticamente la mitad (48%) afirmó que cuando habla con otras personas sobre el cambio climático se siente ignorada o despreciada.

Te puede interesar