497547075dj

Banco de la República frenaría alzas en intereses este mes por alta inflación en Colombia

Actualidad y economía RAM 10 de febrero de 2022
Leonardo-Villargerente-del-Emisor
Leonardo Villar, gerente del Emisor

BOGOTA, 10 febrero,2022_RAM_ El incremento de las tasas de interés por parte del Banco de la República en su plan de normalización monetaria haría una pausa este mes, primero por la alta inflación que registra el país, y segundo porque según el cronograma de la Junta Directiva esas decisiones se tomarían en marzo.

El gerente del Emisor, Leonardo Villar, en el marco de un encuentro con el BTG Pactual, explicó que el Banco tiene una política con un cronograma que toma decisiones ocho veces al año, por lo que “no veo ninguna razón para cambiarla, y es importante recordar que las decisiones de política monetaria no afectan el dato de inflación del mes siguiente. No se trata de tomar decisiones apresuradas”.

Aclaró Villar que, efectivamente, se va a seguir de cerca lo que ocurra con el manejo de las tasas de interés en países como Estados Unidos, o algunos pares de la región, aunque hizo la salvedad de que no va a ser el punto determinante para el actuar del Emisor colombiano.

Villar analizó lo que viene ocurriendo con el comportamiento de la inflación desde cierre del año pasado y ahora en enero cuando tocó nuevo máximo en cerca de cinco años, llegando al 6,94%.

La economía

Villar sostuvo que lo que ha pasado es que la economía mundial creció más de lo esperado. La economía colombiana, por ejemplo, empezó 2021 con un rebote cercano al 4%, dato que terminó muy cerca del 10%.

Lo anterior llevó al ya conocido efecto inflacionario, lo que desembocó, entre otras consecuencias, a una normalización de las tasas de interés, teniendo como actor principal las decisiones que están tomando desde la Reserva Federal en Estados Unidos.

Respecto a la inflación en Colombia, Villar advirtió que lo primero fueron problemas asociados a temas de oferta, en el contexto de los inconvenientes de orden público que se dieron hacia mediados del año pasado.

“Después se vieron presiones muy fuertes que permearon las expectativas. Se reflejaron estas en inflaciones totales arriba de la meta del Banco de la República”, recordó Villar. Desde ese momento, empezó, a manos del Emisor, un proceso de normalización de la política monetaria.

Hay que recordar que, en su más reciente Junta Directiva, el Banco de la República decidió llevar a cabo el alza sorpresiva de 100 puntos básicos, para llevar las tasas de interés al 4%, nivel que no se veía en Colombia desde abril del 2018.

Las presiones

Sobre la inflación de enero de 2022, Villar dijo que la inflación básica subió de 2,5% al 3,5% y “refleja las presiones generalizadas que vienen de afuera y los procesos de indexación que se generan”.

Frente a otras situaciones que han presionado la inflación, dijo que “es difícil saber el impacto del salario mínimo. Desde el año 1962 no teníamos un aumento tan fuerte. Hay que evaluarlo, pero lo que es cierto es que ese aumento dio una señal que hace más difícil el usar la meta de inflación como ancla”.

Añadió Villar que se impuso un reto extra y es cómo mantener el poder adquisitivo de los trabajadores colombianos con los otros fenómenos inflacionarios que le siguen competiendo al Banco de la República.

Frente a la normalización de tasas de interés, con este nuevo escenario inflacionario, Villar reiteró que la política es seguir de cerca la información más actual sobre el comportamiento de la economía nacional.

Sobre el ritmo de llegada a la tasa final, el gerente del Emisor destacó que “la señal ha sido que los ajustes a las tasas de interés no son ajustes puntuales y por una sola vez, es un proceso de normalización en el que el nivel que tenemos hoy, del 4%, es todavía expansiva, con una tasa de interés real negativa”.

Te puede interesar