497547075dj

Triste celebración II

Planeta Ing. Oscar Rivera Luna. Navaza Press 15 de mayo de 2022
Ing. Oscar Rivera Luna
Ing. Oscar Rivera Luna

Caprichosamente buscamos oxígeno, agua y vida en 400  millones de planetas de la vía láctea, y en el Universo infinito. Al tiempo que arrasamos fuentes naturales de agua dulce, aniquilando la vida humana, animal y vegetal, deteriorando interacciones y la armonía entre las especies que garantizan el equilibrio de la energía y la vida de los ecosistemas de nuestro hogar temporal. La mayoría de nuestros brillantes sueños de progreso contienen una cara oscura y contaminante del aire, el agua y el suelo, dañina para el oxígeno disuelto en las aguas, la armonía de las especies de flora y fauna, el equilibrio de la biosfera y la salud humana.

Hace 65 millones de años, un asteroide acabó con el 75% de la vida animal en la Tierra. Hoy nos enfrentamos a la sexta extinción masiva de los 2 millones de especies conocidas y millones desconocidas. Pero el presunto asteroide somos ahora nosotros, los crueles seres humanos. Que, al conjuro del mercado global, de la competencia entre las naciones y de la guerra permanente agotamos los recursos, destruimos selvas lluviosas animadas por aves, insectos deslumbrantes y biodiversidad esencia del ciclo del agua y del carbono. Daño en bosques de coníferas;

australes y boreales, en verdes taigas y espléndidas praderas. En floridos jardines de coral habitados por resplandecientes criaturas tornasoles y el fitoplancton esencia del mar origen de la vida. Desecamos las ciénagas, vasos y humedales, en la cuenca del Magdalena-Cauca y en todo el planeta. Quemamos selvas esteros y manglares…causando dolor, enfermedades, hambre y sufrimientos. El planeta nos está advirtiendo a diario, reacciona ante la agresión en el mar y la tierra, nos anticipa castigos, ilustrando sufrimientos que esperan a la humanidad en la ruta devastadora que ha elegido.

Te puede interesar